Jun
29
2015

Tres claves para replantear la educación de negocios y MBA

En el pasado siglo XX, solía suceder que un MBA de una escuela de prestigio garantizaba el éxito tanto para el graduado como para la organización que lo contrataba. Sin embargo hoy día éso ya no es necesariamente cierto. El clima de negocios ha cambiado y hace que la reinvención continua sea necesaria para las organizaciones, carreras y escuelas de negocios. En un mundo que se mueve a velocidad vertiginosa, con una complejidad exponencial y lleno de competidores despiadados, los modelos educativos diseñados para los días pasados han perdido su potencia y relevancia.

mba

Tres pistas para reformar la formación en negocios y MBA

Josh Linkner, CEO de Detroit Venture Partners, y autor de Disciplined Dreaming y The Road to Reinvention nos propone tres sugerencias para reformar un sistema anticuado:

– Concéntrese en habilidades creativas para resolver problemas en lugar de habilidades “duras”

Ya no hay un manual de instrucciones para el éxito. Los futuros líderes deben aprender a improvisar en tiempo real, como un artista de grafiti. Las escuelas de negocios deben preparar a los estudiantes a pensar en lugar de solo mecánicamente hacer. Los cursos y proyectos que desarrollen los músculos creativos de los estudiantes y que acumulen experiencia en la toma de decisiones frente a la ambigüedad entregarán mucho más valor que los cálculos de flujo de caja descontados.

Ejemplo: un curso titulado “Cometer errores”, donde los estudiantes aprenden cómo tomar riesgos responsables y resolver retos creativos. Incluye talleres de improvisación de comedia para afilar el pensamiento sobre la marcha.

– Prepare músicos de Jazz, no Directores de Orquesta

Las escuelas de negocios tradicionales preparan líderes bajo el modelo clásico del conductor de orquesta: una sola persona conduce a su equipo. Como el conductor no toca un instrumento, trabaja para conseguir que su equipo cumpla las reglas con precisión y exactitud. Este enfoque puede haber funcionado en el pasado, pero los líderes de hoy tienen que ser más como pequeños grupos de músicos de jazz, que participan en un proceso continuo de creatividad y exploración. Cuando la toma de riesgos responsables triunfa sobre el cumplimiento, la innovación florece, y el negocio mejora.

Ejemplo: una opción residencial de semestre completo llamada La Experiencia de Liderazgo Creativo. Los estudiantes viven juntos y comparten una serie de experiencias de inmersión que incluyen visitas de artistas de jazz en vivo y excursiones a las empresas que luchan con soluciones innovadoras a problemas apremiantes. Esto les permite apreciar cómo se promueve el pensamiento y el liderazgo es fresco y creativo.

– Desarrolle líderes que hacen crecer a otros líderes, no Sistemas de Gestión

Crear sistemas repetibles y estrictos fue el modelo de negocio del pasado. Pero en los mercados fluidos y globales de hoy, el liderazgo es más sobre el desarrollo del talento que la construcción de procesos tolerantes a fallas. Los procesos de gestión rígidos han dado paso a la disrupción creativa continua como la clave para el éxito. Los líderes exitosos de hoy maximizan su impacto por las personas a las que desarrollan, no por las reglas que imponen. Las organizaciones modernas necesitan líderes que pueden ampliar la capacidad de liderazgo, no sólo cumplir con los mandatos.

Ejemplo: desarrollar talleres en torno a convertirse en un “líder coach”, con sesiones interactivas diseñadas para construir la empatía y ayudar a los estudiantes a empoderar y guiar a otros, en lugar de sólo supervisarlos.

email

Related Posts

About the Author: Jesus A. Lacoste

Fundador y CEO de SoyDigital Network, empresa especializada en servicios de voz, red inteligente, VoIP, comunicaciones, etc. Online desde 1996.

Leave a comment

Seguridad * * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.